Lavacolla, aeropuerto de Santiago

Aeropuerto de Lavacolla

Como ayer os comentábamos, la ciudad de Santiago está muy bien comunicada con el resto del mundo gracias a los innumerables caminos destinados a peregrinos, a las carreteras y autopistas y especialmente gracias a las dos estaciones de la ciudad (la de trenes y la de autobuses) y al aeropuerto de Lavacolla del cual os hablaremos en este post para que os hagáis una idea de lo que podéis encontrar en él.

La entrada al aeropuerto, como no podía ser de otra manera está llena de taxis para que todas aquellas personas que llegan a la ciudad y no disponen de coche propio o de alguien de confianza que los pueda bajar hasta el centro lleguen sin problemas a sus respectivos alojamientos. Los propios taxistas nos ayudarán a meter las maletas en el vehículo y nos dejarán en poco tiempo en la dirección deseada.

Dentro del propio aeropuerto tenemos las típicas tiendas de souvenirs para aquellas personas que dejan la ciudad y olvidaron comprar algún regalo… o para los que llegan de vuelta y no traen nada para los suyos pero quieren enmendar el olvido. Además dispone de Dutty Free, o lo que es lo mismo, tienda libre de impuestos en la que podremos ahorrarnos unos cuantos euros cosa que está muy bien en tiempos de crisis.

Además, existe cafetería, restaurante e incluso un self-service en el que uno mismo puede servirse la comida que desee para llenar la barriga en las a veces larguísimas horas de espera. También existe un espacio habilitado para fumadores, ya que no siempre se puede salir afuera a fumar debido a las inclemencias del clima santiagués. Por supuesto no faltan kioskos en los que comprar revistas y periódicos para amenizar el vuelo.

Más información: La estación de tren de Santiago de Compostela

Foto: Berenguela.com

Te puede interesar

Escribe un comentario