Eliminar los grafitis le cuesta cada año al Ayuntamiento más de 150.000 euros

Santiago es la ciudad de Galicia que más gasta en la limpieza de grafitis. El año pasado, las arcas municipales desembolsaron más de 150.000 euros para devolver a los edificios de titularidad pública su estado original.

El hecho de ser la capital de Galicia provoca cada semana un aluvión de pintadas reivindicativas de grupos independentistas. Aunque un acto de este tipo está considerado una falta administrativa, si se daña algún inmueble considerado Patrimonio Histórico, los tribunales lo elevan a delito. Por este motivo, las fuerzas de seguridad incrementarán la vigilancia en determinadas calles del casco antiguo.

Por otra parte, el Ayuntamiento se plantea dar ayudas a los vecinos afectados.

Fuente: 20minutos.es.

Te puede interesar

Un comentario

  1.   juan dijo

    es un arte no pueden tachar los grafos es digo porque los salbo y les digo que los ban a matar le cuesta plata la pintura per yo no los voy a cagar a trompadas porque yo no ago chau

Escribe un comentario