Visita por sorpresa de los Príncipes de Asturias a Santiago

Los Príncipes de Asturias, don Felipe de Borbón y doña Letizia, viajaron ayer por sorpresa a Compostela para asistir a la boda de sus amigos el abogado Carlos Pardo Sanz y la periodista Sonsoles Ónega Salcedo, que contrajeron matrimonio en una emotiva ceremonia religiosa celebrada en el Pazo de San Lorenzo, en la que ejercieron como padrinos el conocido periodista Fernando Ónega, padre de la novia, y Marina Sanz, madre del novio.

La novia, con un escote palabra de honor en gasa, y el novio, con chaqué y corbata roja, disfrutaron de una velada muy especial con sus invitados, entre los que no quisieron faltar los Príncipes de Asturias, ya que doña Letizia, que eligió para la ocasión un vaporoso vestido en gasa de seda en tonos malva y un chal en color caramelo, y Sonsoles Ónega son muy buenas amigas desde hace años.

De hecho, Sonsoles actuó en su día como testigo en la boda de los Príncipes.

Afincados en Madrid desde hace muchos años, aunque ambos con raíces gallegas, los contrayentes eligieron la ciudad de Compostela para su enlace nupcial, donde quisieron compartir un momento tan especial para ellos con sus seres más queridos, entre los que se encontraban la madre de la novia, Soledad Salcedo, muy elegante, y su hermana Cristina Ónega Salcedo.

Entre los invitados a la ceremonia, que continuó en las propias instalaciones del Pazo de San Lorenzo, con un aperitivo en los jardines y una cena, se encontraban muchos rostros conocidos como los de Mariane Sandberg, de rojo y envuelta en un mantón de manila, un bronceadísimo Rafael Velón, Joaquín Prat Jr con su mujer, o Alejandra Prat, de la mano de su esposo.

Tampoco podían faltar conocidos nombres del mundo de la abogacía y la comunicación, a los que pertenecen los novios, ya que Carlos Pardo trabaja en el bufete de abogados Giménez Torres en Madrid, mientras que Sonsoles Ónega, periodista de raza al igual que su padre, desarrolla su labor profesional actualmente en la cadena Tele 5, además de ser autora de un libro sobre el atentado del 11-M.

Así, Luis del Olmo y Alfonso de Salas fueron algunos de los muchos invitados de la boda en Compostela, que finalizó con un animado baile.

Fuente: El Correo Gallego.

Te puede interesar

Escribe un comentario