Vía libre al Museo de la Ciudad y al gran auditorio del Preguntoiro

Dos destacados proyectos que contribuirán a revitalizar el casco histórico compostelano y a incrementar su oferta cultural ya están en marcha. Se trata del auditorio de Caixanova en O Preguntoiro y el Museo de la Ciudad, en la plaza de Platerías.

El primero de ellos ya cuenta con el oportuno permiso de obras y el visto bueno de Patrimonio, ya que aunque el edificio fue totalmente vaciado por dentro para acoger los almacenes El Pilar, es preciso proteger la escalera interior y la fachada.

El edificio es el antiguo pazo de los condes de Gimondi, y la remodelación proyectada por el arquitecto José Luis Pereiro prevé recuperar la fisonomía original exterior, y colocar en el interior un auditorio que funcionará de forma combinada con el otro gran contenedor cultural de Caixanova en la zona, el centro que se abrirá en la antigua sede del Banco Gallego en Cervantes.

Para que este auditorio pudiera seguir adelante fue necesario modificar la calificación del edificio, de comercial a cultural.

Consorcio

El segundo proyecto tiene como promotor al Consorcio de Santiago, que ayer sacó a concurso la remodelación del antiguo edificio del Banco de España, en la plaza de Platerías, para convertirlo en la nueva sede del Museo de las Peregrinaciones y de Santiago.

El proyecto de nuevas instalaciones fue realizado por el arquitecto Manuel Gallego Jorreto, y prevé no sólo el acondicionamiento interior de la sede bancaria, sino también exterior, ya que está previsto aprovechar el actual patio abierto hacia la rúa da Conga para instalar una gran galería acristalada.

En total, el futuro museo dispondrá de 3.466 metros cuadrados de superficie divididos en cuatro niveles, con 2.624 reservados exclusivamente para realizar exposiciones. El sótano albergará un auditorio y almacenes, la planta baja acogerá los accesos al museo y espacio expositivo, al igual que el primero y el segundo niveles. En este último, además, se instalarán talleres.

En el cuarto nivel, bajo cubierta, se abrirá una cafetería, y todavía se reservará un pequeño espacio que también servirá para exposiciones. Se espera que esté listo a mediados de 2010.

Fuente: El Correo Gallego.

Te puede interesar

Escribe un comentario