Un mapa de ruidos, otra arma municipal contra la movida nocturna

El Ayuntamiento de Santiago tendrá en sus manos antes de que termine el semestre un mapa de ruidos de la ciudad, con las zonas y locales que incumplen la normativa e impiden dormir a los vecinos.

Según la legislación europea, los límites de emisiones acústicas en zonas residenciales quedan establecidos para bares y discotecas en 25 decibelios, en los dormitorios, y de 30 decibelios en las demás estancias.

Los que incumplan la normativa recibirán un aviso, y si no lo solucionan, se les precintará el local.

Fuente: 20minutos.

Te puede interesar

Escribe un comentario