O Finikito, llenando el local a golpe de tapas

Sandwich Mixto

Lo cierto es que hasta hace poco desconocía en profundidad este bar, uno de los clásicos de Santiago, en el que normalmente no veía demasiado movimiento. Sin embargo últimamente la gente no paraba de hablar de él y de la generosidad y de la calidad de sus tapas y decidí ir a comprobarlo por mí mismo.

Lo cierto es que ahora me explico porqué útimamente siempre se ve gente entrando y saliendo de ese establecimiento: los pinchos con los que agasajan a los clientes son verdaderamente cundientes.

Grandes y ricos: así podríamos definirlos. Hamburguesas o bocadillos son algunas de las atenciones con las que en este bar cuidan a los que allí acuden a tomar algo. Donuts o bollería con el café es otro de los detalles comunes que hacen que sea tan grande la acogida de este bar situado en la calle Avenida de Villagarcía, que últimamente se está convirtiendo en un punto de parada obligatoria entre los más jóvenes.

La simpatía y la amabilidad del señor que se encarga de servir las mesas es otro incentivo para acudir allí, y la prensa, de la cual se ofrece gran variedad, también puntúa a favor de este gran lugar al que deberías ir alguna vez… seguro que te engancha.

Más información – Restaurantes y bares

Foto – Commons

Te puede interesar

Escribe un comentario