El CHUS abre un quirófano inteligente antiobesidad y para laparoscopias

El hospital Provincial de Conxo ha experimentado un lifting profundo desde hace más de un año, cuando comenzaron las obras de acondicionamiento en un ambicioso plan de rehabilitación que ha concluido ahora con el estreno de ocho nuevos quirófanos, uno de ellos “inteligente”. No es que en esta sala haya robots, pero sí que estará habilitado para que el abultado aparataje necesario para hacer cirugía laparoscópica o bariátrica, para tratar obesidad mórbida, no esté dentro, sino en una sala anexa. ¿La ventaja? Una muy importante, ya que reduce en gran medida el riesgo de infección, uno de los grandes males que pueden sufrir los pacientes durante una intervención.

Esta moderna sala se une al nuevo bloque quirúrgico que acaba de ponerse en marcha en el Provincial, que cerró seis quirófanos el pasado 1 de julio y que este mes estrena ocho salas, además de otra de Anatomía Patológica y un área de esterilización.

“En total, en el Provincial de Conxo funcionan ya además de estos ocho quirófanos otras cuatro salas de cirugía ambulatoria, por lo que en todo el complejo hospitalario ya disponemos de 31 quirófanos. Con este volumen de salas para operaciones esperamos incrementar la actividad quirúrgica entre un 8 y un 10 por ciento”, señaló ayer a este diario el gerente del CHUS, el doctor Jesús Caramés Bouzán.

En este sentido, mostró su optimismo por la ampliación de las salas de operaciones en el complejo, adelantando que “esperamos que a finales de este año podamos acabar con una lista de espera media que no supere los 54 días, o incluso rebajarlos”.

La lista de espera quirúrgica en el CHUS es de una media de 86 días, una cifra elevada, aunque menor que la media gallega, que sube hasta los 92 días a fecha de 30 de septiembre, según los datos hechos públicos esta semana por el Servicio Galego de Saúde.

Seguidamente, Caramés expresó la “total disposición” de los quirófanos del CHUS a la red de hospitales del Sergas “si los precisan, ya que vamos a tener una mayor capacidad quirúrgica”.

El doctor Caramés explicó que en el hospital Provincial se llevan a cabo operaciones de Cirugía general, Oftalmología, Maxilofacial, Plástica, Urología y de Traumatología. Por su parte, los quirófanos del hospital Clínico se dedican para operaciones de mayor envergadura como las que precisan pacientes con enfermedades oncológicas, neurovasculares, torácicas o vasculares. En este punto, explicó que “en Conxo también se extraen algunos tipos de tumores, además de hacerse intervenciones de varices, que corresponderían también al área de Vascular”.

En 2007, en Conxo se hicieron 25.376 operaciones, entre urgentes, programadas y ambulatorias.

Fuente: El Correo Gallego.

Te puede interesar

Escribe un comentario